Alan Gross: Castro's prisoner
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Archives
Recent Comments

    Rabinos de 12 países piden a Raúl Castro libertad de Alan Gross

    Rabinos de 12 países piden a Raúl Castro libertad de Alan Gross
    Publicado el Domingo, 11 Noviembre 2012 08:38
    Por Wilfredo Cancio Isla

    En una urgente petición al gobernante Raúl Castro, más de 500 rabinos de
    12 países reclamaron este sábado la liberación del contratista
    estadounidense Alan Gross a la vez que el caso escalaba hasta el relator
    especial de Naciones Unidas contra la tortura.

    Las iniciativas en favor de Gross, condenado a 15 años de prisión en la
    isla, se anunciaron en vísperas de una manifestación que encabezará su
    esposa, Judy Gross, en West Palm Beach, aprovechando una función de la
    Orquesta Sinfónica Nacional de Cuba (OSNC) en esa ciudad del sur de la
    Florida.

    "Estoy aquí en la función de la OSNC para enviar un mensaje a La
    Habana", dijo Judy Gross en un comunicado. "La manera más rápida de
    abrir relaciones entre Estados Unidos y Cuba, y de promover intercambios
    importantes de persona a persona, es poner en libertad a mi esposo".

    La agrupación sinfónica se presenta durante sábado y domingo en el
    Kravis Center for the Performing Arts de West Palm Beach como parte de
    una gira iniciada el pasado octubre. En su primera visita a Estados
    Unidos desde su fundación en 1960, la OSNC actuará en unas 20 ciudades
    bajo la sombrilla de los intercambios culturales con Cuba.

    Tres años de arresto

    "Nuevamente, le ruego a Raúl Castro que ponga en libertad a Alan, por
    razones humanitarias... Lo han tenido encarcelado por casi tres años y
    nuestra familia está sufriendo enormemente", añadió la mujer.

    Las gestiones por la excarcelación del contratista buscan movilizar la
    atención internacional sobre el caso cuando van a cumplirse tres años de
    su arresto en La Habana. Gross fue detenido el 3 de diciembre del 2009,
    horas antes de su retorno a Estados Unidos.

    Los esfuerzos anunciados este sábado incluyen la misiva enviada a Castro
    por 518 rabinos de 36 Estados de la nación americana y 12 países, y la
    petición presentada ante el Relator Especial de Naciones Unidas contra
    la Tortura en relación con la negativa de tratamiento médico
    especializado para Gross.

    "Le rogamos a su gobierno que libere al señor Gross, en base a razones
    humanitarias", señala la carta de los líderes religiosos.
    "Alternativamente, si a pesar del sufrimiento del señor Gross y de su
    familia a lo largo de los últimos tres años en la cárcel, usted está
    resuelto a detenerlo, le rogamos que permita que un doctor de la
    elección del señor Gross lo evalúe y trate cualquier condición médica
    existente".

    Un informe encargado al doctor Alan A. Cohen, prestigioso radiólogo
    certificado en Estados Unidos, señaló recientemente que Gross podría
    tener cáncer y no está siendo evaluado por los médicos cubanos de
    acuerdo a los estándares modernos. La revisión de Cohen fue entregada al
    gobierno cubano el pasado octubre, con la recomendación de que el
    prisionero sea sometido de inmediato a una biopsia.

    Silencio de La Habana

    "En las seis semanas que han pasado desde la emisión de dicho informe,
    el Gobierno cubano ha guardado silencio, a pesar de las demandas
    continuas de parte del señor Gross, que le permitan recibir una
    evaluación médica independiente", declaró el abogado Jared Genser, quien
    asumió la representación legal del caso desde el pasado agosto.

    Genser explicó que la renuencia del régimen cubano ante la situación
    médica de su cliente lo condujo a presentar la queja ante el Relator
    Especial de Naciones Unidas contra la Tortura y Otros Tratos Crueles,
    Inhumanos y Degradantes.

    "La falta de claridad médica proveída al señor Gross por el gobierno
    cubano, le ha causado grave angustia mental, y pudiera provocarle daños
    irreparables a su salud. Si continúan negándosele cuidados médicos, esa
    conducta constituirá tortura", escribió Genser en su solicitud.

    El reporte médico tomó en consideración las pruebas a que ha sometido
    Gross en los últimos cinco meses, tras detectársele una masa muscular en
    su hombro derecho. El gobierno cubano rechazó las consideraciones del
    informe asegurando que el reo goza de buena salud.

    Gross, de 63 años, se encuentra recluido en la prisión del Hospital
    Militar "Carlos J. Finlay", debido a su condición de salud, Ha perdido
    47 kilos y presenta además problemas artríticos y depresivos.

    El pasado agosto, Genser presentó una solicitud ante el Grupo de Trabajo
    de Naciones Unidas para declarar como arbitraria la detención de Gross.
    El caso debe considerarse en los próximos días.

    Washington y La Habana se reprochan mutuamente la falta de disposición
    para hallar una solución humanitaria en el caso de Gross, a quien el
    gobierno cubano condenó bajo acusaciones de poner en peligro la
    soberanía nacional. El contratista viajó a Cuba en varias ocasiones e
    introdujo tecnología para permitir el acceso de los ciudadanos
    nacionales a la internet al margen de los controles estatales.

    http://cafefuerte.com/cuba/noticias-de-cuba/politica/2327-rabinos-de-12-paises-piden-a-raul-castro-libertad-de-alan-gross