Alan Gross: Castro's prisoner
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Archives
Recent Comments

    Rabino estadounidense: el bulto en el hombro de Alan Gross no es canceroso

    Alan Gross

    Rabino estadounidense: el bulto en el hombro de Alan Gross no es canceroso

    Después de una visita de casi dos horas a Gross en un hospital militar
    de La Habana, Elie Abadie, que también es gastroenterólogo dijo que el
    crecimiento de pulgada y media que se localiza en el hombro de Gross
    parece ser un hematoma no canceroso que debe desaparecer por sí solo

    Agencias, La Habana | 28/11/2012 9:37 am

    El prominente rabino y médico de Nueva York, Elie Abadie, visitó a Alan
    Gross en Cuba, donde se encuentra cumpliendo una pena de cárcel, y dijo
    que el subcontratista estadounidense se encuentra en buen estado de
    salud, a pesar de las preocupaciones de su familia acerca de un supuesto
    tumor en su hombro derecho, informa AP.

    Después de una visita de casi dos horas a Gross en un hospital militar
    de La Habana, Abadie, que también es gastroenterólogo, dijo a la agencia
    en entrevista exclusiva, que su juicio se basa el examen que le hizo
    personalmente y también en la extensa información suministrada por un
    equipo de médicos cubanos que lo han atendido.

    Dijo que el crecimiento de pulgada y media que se localiza en el hombro
    de Gross parece ser un hematoma no canceroso que debe desaparecer por sí
    solo.

    "Alan Gross no tiene ningún tumor canceroso en este momento, por lo
    menos sobre la base de lo que muestran los estudios y exámenes, y creo
    que él así también lo entiende", dijo Abadie.

    El galeno dijo que el hematoma, básicamente una hemorragia interna
    vinculada a la ruptura de la fibra muscular, fue probablemente causado
    por el ejercicio bruto que el estadounidense hace en la cárcel, y añadió
    que debe llegar a desaparecer por sí solo.

    Gross, de 63 años de edad, fue detenido en diciembre de 2009 en La
    Habana cuando estaba trabajando para la Agencia para el Desarrollo
    Internacional de Estados Unidos (USAID) con el fin de facilitar el
    acceso a Internet a la comunidad judía en Cuba.

    Tras permanecer dos años en prisión preventiva, en marzo de 2011 fue
    condenado a 15 años de cárcel por llevar a cabo "actos contra la
    independencia o la integridad del Estado cubano", por introducir equipos
    de comunicación por satélite en el país, algo prohibido por las
    autoridades cubanas.

    La salud del estadounidense, quien ha adelgazado 47 kilogramos, ha sido
    un problema permanente durante su encarcelamiento. En octubre su abogado
    estadounidense declaró que una "masa blanda" en su hombro derecho,
    descubierta por su esposa Judy Gross, hacía pensar que podría padecer
    cáncer.

    Abadie, rabino en la sinagoga Edmund J. Safra de Nueva York, considera
    que el peso actual de Gross es apropiado para un hombre de su edad y
    altura. El religioso mostró fotos de la reunión celebrada este martes en
    las que el subcontratista aparece con un aspecto frágil, pero en general
    parece estar de buen ánimo, señala AP.

    En una foto, Gross sostiene una nota escrita a mano que dice "Hola mamá".

    "Definitivamente se siente fuerte. Él está de buen ánimo. Se siente en
    forma, para citarlo, físicamente. Pero, por supuesto, como cualquier
    otra persona que está en la cárcel, quiere ser libre. Él quiere estar de
    vuelta en casa", dijo Abadie.

    La familia de Gross ha pedido reiteradamente su liberación por razones
    humanitarias, teniendo en cuenta sus problemas de salud y el hecho de
    que su hija mayor y su anciana madre están luchando contra el cáncer.

    Los rumores sobre su pronta liberación

    Acerca de los rumores que han estado circulando en los medios de
    comunicación de EEUU sobre la posible liberación de Gross, como un gesto
    de buena voluntad del Gobierno cubano o con la esperanza de ganar
    concesiones de la administración del presidente Barack Obama, Abadie
    dijo que esos informes parecen ser falsos.

    "Hasta donde yo sé no es verdad", dijo Abadie, quien asegura que se
    reunió con altos funcionarios cubanos que expresaron su deseo de
    resolver el caso "lo antes posible", pero no reveló con quiénes habló
    con o lo que ellos ofrecían.

    "Dicen que están más que dispuestos a sentarse a la mesa", dijo.

    Las autoridades cubanas han señalado claramente que esperan la
    liberación cinco agentes cubanos condenados a largas penas de prisión en
    los Estados Unidos, uno de los cuales ya está en libertad bajo fianza.

    Abadie dijo Gross dejó claro que no quiere que su caso se relacione con
    el de los agentes, conocidos en Cuba como "Los Cinco Héroes", ya que no
    cree que él es culpable de espionaje, pero sí espera un diálogo
    "constructivo y productivo" entre los Estados Unidos y las autoridades
    cubanas para resolver su caso.

    http://www.cubaencuentro.com/cuba/noticias/rabino-estadounidense-el-bulto-en-el-hombro-de-alan-gross-no-es-canceroso-281831